orientación-de-tu-casa-alicante

¿Qué no te Importa la Orientación de tu Casa? ¡Pues Debería!

La orientación de tu casa puede parecer uno de esos temas que son curiosos, pero que al fin y al cabo, lo que vale es el precio que pagas por tu casa. Puede que la metafísica china te importe un carajo, pero más de 1.000 millones de personas dentro y fuera de China se la toman muy en serio.

Y tú deberías tomártela en serio también. Sobre todo si vas a construir esa casa que tienes en mente desde hace años.

No ya porque dependiendo de la orientación de tu casa vayas a ahorrar energía, que también, sino porque el Yin y el Yan, el Feng Sui, el Ba Gua, la energía Chi de una casa y todo esos términos que suenan medio espirituales, tienen su sentido para tu salud mental, cuando estés en cualquier espacio de tu casa.

 

Eso de tener una casa bien orientada que genere armonía, tranquilidad y te ayude a sentirte feliz; es más importante a lo que puedas ahorrarte en calefacción y electricidad al mes.

Pero en este artículo no me voy a poner “oriental” y hablarte de los 5 elementos o de las  formas en una habitación que producen dardos envenenados o Sha Chi.  Me voy a poner el sombreo de “occidental” y decirte que esto de elegir bien la orientación de tu casa debes tomártelo bastante en serio y comprender por qué.

Es tan importante que cuando un arquitecto diseña una nueva casa, decidir la orientación de los muros y ventanas de tu casa son uno de los aspectos fundamentales de su trabajo.

La orientación de una casa depende de si vives en un lugar con un clima cálido o frío; de los vientos predominantes; de la vegetación o de si tienes edificios alrededor o cercanos y de otros factores. Y obviamente no nos olvidemos del Chi.

Por ejemplo, en los climas fríos se trata de captar la mayor radiación solar en invierno para que vayan liberando el calor a lo largo del día. Estos aspectos obviamente influyen en el confort de tu vivienda y en el ahorro de energía.

La Orientación de Tu Casa Según tu Ubicación.

Veamos de forma resumida, sin entrar en aspectos astrológicos al importancia de la orientación según los 4 puntos cardinales.

Orientación de la vivienda hacia el norte

En las viviendas orientadas al norte, el sol no incide de forma directa, de manera que sólo recibe algo de radiación solar a primera y última hora durante los meses de verano.

El gasto en calefacción durante el invierno es el más acentuado en la orientación norte, por este motivo, no suele ser una orientación óptima para la mayoría de climas que hay en la España peninsular.

Orientación de la vivienda hacia el sur

En las viviendas orientadas al sur, el sol da todo el día en invierno, primavera y otoño. En verano sólo en las horas centrales del día, justo cuando hace más calor. Por este motivo es una orientación buena para los climas más fríos pero para las zonas donde haga más calor, tendrán que contemplar el gasto en aire acondicionado o en unos buenos toldos.

Orientación de la vivienda hacia el este

En las viviendas orientadas al este, el sol incide desde que sale hasta el mediodía, siendo una buena opción para la mayoría de viviendas pues no hay un gasto energético muy acentuado. El calor se acumula durante el día y se libera durante la tarde-noche.

Orientación de la vivienda hacia el oeste

En las viviendas orientadas al oeste es el caso opuesto al anterior. El sol incide desde el mediodía hasta el atardecer. No acumula calor durante el día para pasar un invierno más confortable y recibe el sol en las horas de más calor, lo que supone un coste energético en aire acondicionado en verano.

¿Y qué pasa si esta entre un punto y otro?

  • Hacia el sureste: en invierno el sol da todo el día y el resto del año, hasta el mediodía.
  • Hacia el noreste: en invierno no da el sol y el resto del año, hasta mediodía.
  • Hacia el noroeste: en invierno no da el sol y el resto del año, incide desde el mediodía hasta el ocaso.
  • Hacia el suroeste: En invierno todo el día y el resto del año, incide desde el mediodía hasta el ocaso.

Decidir que orientación debe tener tu nueva casa te ahorrará energía, sí, pero también disfrutarás de más comodidad ambiental, de más luminosidad y mejorará tu bienestar. Y que de la cola del dragón no te dé en la cara.

La Orientación de tu Casa. Cómo Saberla.  

Aquí te damos 3 opciones para saber si la energía Chi de tu casa la tienes controlada, si el problema de tu factura de la luz es el Sol  o si los miembros de tu familia se están jugando su salud mental cada vez que entran por esa puerta.

Una visita al Catastro

Ya sea mediante la oficina virtual del catastro o acudiendo a sus oficinas más cercanas, en esta institución disponen de los planos de tu vivienda.

Debes tener en cuenta que la parte superior de los planos siempre se disponen mirando al norte. Tomando este dato como referencia y sabiendo que norte, sur, este y oeste corresponden arriba, abajo, derecha e izquierda respectivamente, debería ser fácil saber la orientación de tu casa.

Sin embargo, es muy probable que te encuentres con que tu edificio, casa o en definitiva vivienda no esté situada en paralelo a todas las líneas de orientación. Por ello ten en cuenta lo siguiente:

Si la pared de tu casa queda a la izquierda del plano en diagonal entre el Este y el Norte, sabrás que esa pared de tu casa está orientada en dirección Nord-Oeste. Simplemente fíjate en la dirección que toma la pared y hacia donde vaya será su orientación.

Usa una Brújula

Todo el mundo ha usado en alguna ocasión con una brújula y si no es tu caso seguro que sabrás que siempre apuntan al norte. De ahí la expresión: “parece que este tío ha perdido El Norte”.

Te preguntarás: Muy bien, pero ¿cómo puedo saber la orientación de mi casa con una brújula? Fácil, simplemente colócate en paralelo a la pared más larga de tu casa. Una vez colocado saca tu flamante brújula y fíjate en dirección que toma la pared y hacia donde vaya será su orientación.

Si apunta perfectamente al norte, sabrás que la orientación de tu casa es Norte -Sur, si existe algún grado de inclinación dependiendo hacia donde escore la aguja se determinará la orientación.

Usa Goggle Earth o Google Maps

Para saber la orientación de tu casa con este método tendrás que seguir las conclusiones de los dos anteriores con una sola diferencia. En lugar de ayudarte de un plano o una aguja lo harás con alguna de estas dos herramientas gratuitas que nos ofrece Google.

Introduce la dirección de la vivienda que deseas saber su orientación, fija el visor del mapa para que apunte al norte y desarrolla las conclusiones como en los casos anteriores.

Para establecer el mapa en dirección norte solo tendrás que pulsar el símbolo de la brújula roja y blanca que aparece a la derecha de la pantalla.

La Orientación de tu Casa. Vive Como un Emperador.

Como has podido comprobar, debes estar seguro que la orientación que elija tu arquitecto para tu nueva casa es la correcta. No solo para ahorrarte energía o decir a los amigos que tu nueva casa es bioclimática. El Yin y el Yan deben estar en sintonía para que no te jodan la vida.

Esto de la energía armónica para que nuestros espacios se conviertan en la tierra fértil en la cual nuestros afectos, nuestra salud y nuestros proyectos podrán germinar y desarrollarse plenamente, no es para tomárselo a payasada.

Pero no solo debes elegir bien la orientación de la casa en sí, sino también los espacios.

Según el Feng Sui, el dormitorio es el ambiente más importante de la casa, pues durante el sueño somos más vulnerables a las energías del entorno. Vamos, que las fuerzas ocultas te pueden coger con los pantalones bajos.

La puerta de tu casa es otro de los puntos que debe estar orientada correctamente. Tu puerta principal es la boca del Chi, por eso es el primer lugar que debes armonizar siguiendo los principios del feng shui. En otras palabras, puede que ni el ladrón más profesional pueda con la puerta blindada que has o instalado, pero es impotente ante la energía positiva del Yin y la negativa del Yan. Así que mejor buena orientación que gastarse una  pasta en Leroy Merlin.

Después de la entrada, la cocina es uno de los sectores de la casa que más contribuye a generar un buen o mal rollo. Al cocinar, se  transmite la energía Chi a los alimentos, (¿te lo puedes creer?), por eso la orientación de la cocina puede influir mucho sobre el bienestar y la prosperidad de los habitantes de la casa. Ya sabes, mejor tener una buena orientación que hacer dieta.

En resumen, si los emperadores chinos tenían muy en cuenta la orientación para construir sus palacios, tú no vas a ser menos. No construirás un palacio, pero tu casa en tu castillo y en tu castillo tú eres la reina o el rey.

Si para la distribución interior de sus palacios estos emperadores tenían en cuenta el flujo natural o la energía vital del Chi  porque les ofrecía armonía, recuperar su vitalidad y bienestar poniendo orden en su entorno de acuerdo a unas leyes milenarias, tú necesitas precisamente eso: un ambiente de armonía y bienestar que te ayuden a olvidarte de los problemas de la oficina, de las facturas y de la hipoteca.

Así que ya sabes, no te rías de la energía del Chi. Necesitas el equilibro de los 5 elementos en tu casa; no solo el equilibrio en tu cuenta bancaria.

Te agradeceríamos que nos dejaras un comentario sobre este artículo. ¿Crees que la orientación de una casa se sobrevalora demasiado? ¿Crees que eso de la energía del Chi es una chorrada? Tu opinión nos interesa. Gracias.

Comparte esta Publicación

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

Deja un comentario

Contacta

Síguenos

Más Entradas